viernes, 24 de octubre de 2014

Reiniciando al Hombre de Hierro


La esencia del "Hombre de Hierro" queda  en tu interior, se es siempre ya un Ironman, aunque abandones el modo de vida que te condujo a esa condición. Incluso puede que conserves la apariencia, con un poco de vida equilibrada y sana. Muchas de las cualidades que el proceso y logro de  convertirte en Ironman, te aportaron, perdurarán siempre en ti.

Pero de "ser en esencia" un Hombre de Hierro a convertirte de nuevo en Finisher, hay un largo trecho que no siempre podremos recorrer con éxito.

Durante los últimos 12 meses he estado "reiniciando" al Ironman que en esencia hay en mi. Y hoy, apenas 2 días antes de ponerse en la linea de salida, tengo muchas dudas acerca de si habré tenido éxito.  
Bip bip, beep, beep ...................Reiniciando Sistemas

Para volver a Ser Finisher después de un largo periodo (algo más de 4 años) alejado de "la vida que nos merecemos", es necesario restablecer todos los Sistemas.

En primer lugar debes reiniciar y restablecer el Sistema Motivacional.

 ¿Por qué?, ¿Para qué? y ¿A cambio de que? o a que precio, estas dispuesto a cambiar una vida acomodada, puede que incluso placentera, por un proceso de sacrificio, entrega, soledad y hasta de incomprensión que ha de conducirte a la meta.
Ten claras las respuestas a estas preguntas, pues sino, casi con toda seguridad habrá terminado aquí prematuramente tu camino.

Si ya tienes un motor que te mueve, te impulsa y provoca, reinicia el siguiente Sistema.

El Sistema Músculo-Esquelético-Articular

Puede que aún conserves tu gesto de carrera, que aun deslices en el agua o pedalees con clase y elegancia. Quien tuvo, retuvo pero no te engañes. Sin reestructurar, afianzar y articular de nuevo tu estructura interna, el armazón del Hombre de Hierro, te romperás irremisiblemente a las primeras de cambio bajo las exigencias del proceso de entrenamiento. No tengas prisa en nadar, pedalear o correr. Trabaja tu estructura interna. Pre-habilitación, re-adaptación, trabajo de fuerza y movilidad articular y músculo-esquelética como paso previo al trabajo en las tri disciplinas.
Constate, pausado, paciente. Una vez fortalecido y adecuado a las exigencias que están por llegar, podrás proseguir trabajando tus sistemas.

El Sistema Fisiológico

El proceso de entrenamiento adecuado será el responsable de reconducir tus fibras, de recapilarizar tus tejidos, de reconstruir y redistribuir tus centros energéticos celulares, de hacer fluir de nuevo tus procesos metabólicos y reconectar los circuitos neuronales necesarios para absorber, tolerar y provocar las adaptaciones necesarias que la tarea requiere. Paso a paso, gesto a gesto, etapa a etapa.

El entrenamiento y el descanso, las pautas nutricionales y las regenerativas, los ciclos, los meso ciclos y las etapas que se irán desgranando como las hojas de un calendario, conformarán de nuevo al Hombre de Hierro del que guardabas su esencia. Y aún así siempre dudaras de si es suficiente.

El Sistema Emovital

Y un día, de repente sin darte cuenta, volverás a sentir como un Ironman.
Pensaras, sentirás, soñaras, anhelaras, temerás, dudaras, sonreirás, gritaras y lloraras como un Ironman.
Pensamientos, emociones, sensaciones, sueños, deseos, temores, sonrisas, gritos y lágrimas de Ironman... puede que solo en tu interior, puede que compartidas, guiarán tu camino.

Y vivirás como un Ironman, puede que solo en tu interior, envuelto entre los demás, disfrazado de una vida normal o puede que a la vista de todos, exhibiendo tu condición ante el resto del mundo.

Tus sistemas están activos "Hombre de Hierro". Ahora ve y bracea, pedalea y corre como tu sabes....

5 comentarios:

Manosucias dijo...

Que alegría volver a leerte Juan Diego, precisamente el otro día hablando de la esencia del triatlón con Mr Cabeza y otros viejos rockeros salió tu nombre. Me alegra saber que tu lado triatlético sigue vivo, eso nunca se pierde.

Pablo Cabeza dijo...

Una vez Hierro Siempre Hierro. Practica la incomodidad en el día a día. Busca cierto dolor para lograr desensibilizarte de el. El ser humano es libre en la medida que no necesita tanto confort... y así, una vez Hierro, Siempre Hierro... abrazos!

IÑIGO LABARGA HERMENEGILDO dijo...

Contento y feliz de que el hierro que tienes dentro no se haya oxidado, fuerza y suerte

Antonio Dieguez dijo...

¡Cuanto me alegro de leer esto...!
Un abrazo y fuerza !

Serfi dijo...

Vuestras palabras dieron mucha energía el otro día, compa-hierros.....